Ancash Noticias

Audiencia pública regional de Áncash: Agenda pendiente… omisión que preocupa.

De acuerdo al Artículo 24º de la Ley Orgánica de Gobiernos Regionales, el Gobierno Regional debe realizar un mínimo de dos audiencias públicas regionales al año, una en la capital de la región y otra en una provincia, en las que dará cuenta de los logros y avances alcanzados durante el periodo.

En el caso particular de Ancash, si bien se han dado movidas en la gestión, con el cambio permanente de titulares del Gobierno Regional hasta en cuatro oportunidades, en un periodo de dos años y medio, no es justificación para no programarlo; dado que una audiencia pública es una gran oportunidad de encuentro entre Gobierno y Ciudadanía para rendir cuentas de los avances, logros y dificultades; tal como se precisa en el numeral 3 referido a la gestión moderna y rendición de cuentas, del artículo 8º de la referida Ley Orgánica, sobre principios rectores de las políticas y la gestión regional.

Tanto los candidatos a Gobernador o Vice Gobernador del Gobierno Regional, así como Consejeros en tiempos electorales, recorren cada rincón de nuestra región buscando el voto de ciudadanos y ciudadanas, con promesas electorales, entre ellas comprometiéndose en garantizar una gestión transparente y de participación ciudadana; considero que en esa misma lógica hay que volver a encontrarse con el pueblo que los eligió para someterse a una evaluación de desempeño; y lo más importante, para presentarse ante la población con un plan concreto en el corto, mediano y largo plazo; y lo más importante, dar a conocer perspectivas de su gestión, que hasta el momento no se conoce.

En dicha audiencia se espera conocer la visión y misión territorial, el presupuesto tanto a nivel de programación como de ejecución; los modelos de desarrollo implementados o a implementarse; innovaciones en oportunidades y acceso a los servicios públicos; calidad de vida de los grupos poblacionales vulnerables; avances en el impulso de la económica competitiva y diversificación productiva; desarrollo territorial e infraestructura productiva; logros en el tema ambiental, diversidad biológica y gestión de riesgos; seguridad ciudadana y cultura de paz; gobernabilidad territorial, modernización y transparencia, entre otros temas que podrían ser de gran valor para el desarrollo regional.

Importa mucho lo que se tenga que presentar a la población y lo que se tenga que escuchar de los participantes; ayuda a identificar “cuellos de botella” y se generan posibilidades para encontrar salidas inteligentes de manera participativa y colaborativa. Juntos podemos identificar nuestras debilidades y juntos podemos identificar nuestras potencialidades; las mismas que se convertirán en los retos y desafíos para los próximos meses, años y décadas.

No olvide Señor Gobernador, aunque la frase suene demasiado trillada, “que democracia es el poder del pueblo y la voz del pueblo es la voz de Dios”.

12897Visitas Totales,2visits today

Comentarios

Comentarios